Nuestros clientes tuvieron la oportunidad de volar durante todo una jornada con un jet privado. Por la mañana salieron del sur de Alemania, gozando del espacio del Cessna Citation Bravo 550 y disfrutaron del corto vuelo a Barcelona. Durante todo el día el avión estuvo preparado para nuestros clientes en el aeropuerto de España. Sin largas colas ni molestias del check-in, los dos hombres de negocios, despegaron espontáneamente en el jet privado. Unos minutos más tarde gozaban otra vez cómodamente de la vuelta a Alemania. A pesar de un vuelo vigoroso pero relajante y reuniones algo agobiantes, nuestros clientes entraron en tierras alemanas al final del día totalmente libres de estrés y de muy buen humor.

Atrás